Servicios que ofrecemos:

  • Manejo de lesiones
  • Programas de prevención
  • Reacondicionamiento de lesiones
  • Programa de bienestar físico (Wellness)
  • Tratamiento de lesiones
  • Rehabilitación de lesiones
  • Evaluaciones post-diagnósticos

Especialidades

Tratamiento con copas chinas: lesiones Musculoesqueletales, detoxdificación corporal y faciales

Terapia Atlética

El terapeuta atlético es el profesional de la salud encargado de la prevención y asistencia inmediata de lesiones en personas físicamente activas. Las siglas ATC corresponden al terapeuta atlético certificado en los Estados Unidos de América bajo los estándares profesionales de la “National Athletic Training Association” (NATA por sus siglas en ingles) y su junta examinadora. El ATC incluye en sus dominios: reconocimiento, evaluación, tratamientos, rehabilitación y reacondicionamiento de lesiones en su misma población.

Linfedema

¿Qué es Linfedema?

Linfedema es la acumulación de líquido linfático en el tejido, causando hinchazón en brazos, piernas u otras áreas del cuerpo.

Síntomas del Linfedema

El síntoma principal del Linfedema es la hinchazón de la extremidad. También puede sentir dolor, sensación de llenura y/o debilidad en el brazo o la pierna afectada. Estos síntomas pueden parecerse a otras condiciones médicas. Consulte con su médico para su diagnostico.

Tipos de Linfedema

Linfedema primario

Linfedema congénito, la mayor parte del tiempo ocurre por malformaciones del sistema linfático.

Linfedema secundario:

Su causa se relaciona a la disección de nódulos linfáticos por cáncer de seno, útero, ovarios, próstata, melanoma o cáncer en cabeza y cuello.  También puede ocurrir por terapia de radiación trauma, infección, insuficiencia venosa y filariasis.

Prácticas para reducir el riesgo de desarrollar linfedema

Si desarrolla picor, dolor, enrojecimiento de la piel y/o aumento de temperatura, llame a su médico.

Recomendaciones principales

  • Evite que le tomen la presión en la extremidad en riesgo.
  • Utilice ropa y prendas que le queden sueltas.
  • Cargue su cartera o paquetes pesados en el lado no afectado.
  • No levante nada que pese más de 12 lbs.

Cuidado de la piel

  • Mantenga sus extremidades limpias y secas.
  • Evite traumas o cortaduras ya que esto aumenta el riesgo de infección
  • Aplíquese crema humectante todos los días.
  • Atención al cuidado de sus uñas, no corte las cutículas.

Consulte con su médico sobre las diferentes opciones de manejo

  • Proteja su piel con repelente para insectos y bloqueador solar.
  • Utilice rasuradora eléctrica.
  • Evite inyecciones o que le saquen la sangre de la extremidad afectada.
  • Utilice guantes para fregar, hacer el jardín, cuando use herramientas y/o detergentes.
  • Si se corta, lave con agua y jabón y observe signos de infección.

 

Actividad / Estilo de vida

  • Gradualmente aumente la duración y la intensidad en los ejercicios.
  • Tenga periodos de descanso durante cada actividad para que extremidad se recupere.
  • Monitoree la extremidad durante y luego de cada actividad para observar cambios en tamaño, forma, textura, dolor y/o pesadez.
  • Mantenga su peso óptimo.
  • En descanso trate de mantener la extremidad elevada.

 

Mangas y/o medias de compresión

  • Debe ser la adecuada para la extremidad.
  • Utilice manga o medias de compresión para actividades como correr, levantar pesas y/o estar mucho tiempo de pie.
  • Utilice manga o media de compresión para viajar en avión.

Evite temperaturas extremas

  • Evite frío o calor extremo.
  • Evite tiempo prolongado (más de 15 min.) en saunas o baños calientes.

Estas recomendaciones están basadas en la experiencia clínica de expertos en el área. Ninguna asegura que podemos evitar desarrollar la condición. Consulte con su médico y/o especialista posibles alternativas de manejo de la condición.